Kombucha

¿Que es el té Kombucha?

El llamado té de kombucha es una bebida burbujeante que se obtiene de la fermentación de:
  • Té verde o negro
  • Azúcar integral de Caña
  • Hongo kombucha (Scoby)

Scoby tiene la apariencia de un hongo blanco de consistencia gomosa. En realidad es una colonia de microorganismos probioticos no lacteos, produce una bebida que como sabor se parece a la sidra y aporta fermentos vivos, vitaminas C y B en abundancia, ácido gluconico, ácido lactico, aminoácidos y sustancias antibióticas, que equilibran el estado general del organismo y promueven su bienestar general sin producir efectos secundarios.

Historia del té Kombucha

Algunos autores sugieren que el origen de este hongo podría ser chino. En China existen escrituras que mencionan el hongo de té de los tiempos de dinastía Han, hacia el año 206 a. C. Algunos autores mencionan que es un invento de un médico coreano. Una leyenda dice que en el año 400 aproximadamente había un médico coreano o chino llamado Kombu, que era tan famoso que en el año 415 el emperador japonés Inkio, mortalmente enfermo, lo llamó buscando su ayuda. El médico llegó a Japón con el «té de Kombu» y salvo la vida del emperador. Según esta versión, kombucha provendría del nombre del doctor Kombu.

Los chinos apreciaban al hongo por su propiedad de equilibrar el chi, la energía vital, y mejorar la digestión. Como a todas las cosas semejantes, los médicos chinos guardaban el hongo de la inmortalidad y longevidad en secreto, pero en vano, porque cualquier persona que tiene la bebida puede obtener el hongo solo dejando la bebida lista en reposo por varias semanas. En su superficie crecerá el nuevo hongo. De China el hongo de té posteriormente se extendería por otros países vecinos gracias a los manchures y de esta manera se conoce en Rusia, Japón, Corea, India, etc.

Propriedades curativas del té Kombucha

El té Kombucha consumido regularmente ayuda a  aliviar  los síntomas en resfriado, gripe, bronquitis, ulceras estomacales, acné, menopausia, agotamiento mental, obesidad, estrés… produce una gran sensación de bienestar, aporta energía, depura y regenera. A de mas contiene sustancias antibacterianas y antibióticas que colaboran en la descomposición de algunas sustancias cancerígenas.

¿Como se prepara el té de Kombucha?

Para preparar la bebida de kombucha, necesitas:

  • Un bote grande de cristal con tapa de rosca en el que quepan de 2,5 a 3 litros de líquido como mínimo.
  • Una bolsita de té verde o negro por cada litro de agua que vayas a hervir.
  • 100 gramos de azúcar integral por cada 2 litros de agua que vayas a hervir.
  • Un par de guantes de látex.
  • Una servilleta.
  • Una goma elástica (como un coletero).
  • Un colador NO metalico.
  • Un embudo NO metalico.
  • 2 ó 3 botellas de cristal con tapa hermética de 1 litro de capacidad.
La primera vez puedes encargar tu Scoby on line y comenzar a preparar en casa tu té de kombucha. Con cada tanda de téobtendrás un hongo-hijo, que podrás compartir con otras personas y continuar así expandiendo la cadena de kombucha junto con sus beneficios a todo tu círculo de conocidos. Siempre que dones un hongo de kombucha, dona también el 30% del líquido que haya fermentado. Pon los dos juntos en un tarro de cristal y guardalo en la nevera mientras esté inactivo.
Paso 1. Prepara una infusión de té verde, hirviendo agua.
  • Coloca una bolsita de té verde por cada litro de agua que hiervas.
  • Reposa el agua con el té dentro durante 5 minutos y retira la bolsita.
  • Añade unos 100 gramos de azúcar integral por cada litro de té verde.
  • Remueve bien y déjalo enfriar hasta que alcance la temperatura ambiente.
Paso 2. Una vez que esté tibia la mezcla.
  • Ponte unos guantes de latex o lávate muy bien las manos.
  • Toma el hongo kombucha e introdúcelo en el bote, junto con el líquido en el que se encuentra, que ha de componer alrededor del 30% de la cantidad de líquido total en el que sumerjas el kombucha.
Paso 3. Tapa el bote con una servilleta y no con su tapa hermética. Así permites la entrada de aire para favorecer la fermentación. Puedes poner una goma elástica alrededor de la boca del bote, sujetando la servilleta.
Paso 4. Traslada el bote con el preparado a un lugar tranquilo, protegido de la luz y donde no haya cambios bruscos de temperatura ni ruidos. Déjalo ahí fermentando durante unos 12 o 15 días en invierno y 7-12 días en verano. El número exacto de días de fermentación depende de dos factores.
  1. De la temperatura. Si la temperatura es elevada, como en verano, con 7-12 días la fermentación estará lista. La temperatura ha de ser siempre superior a 21 grados.
  2. El segundo factor hace referencia a la cantidad de azúcar que quieres que se consuma. Cuanto más tiempo transcurra, más cantidad de nutrientes necesitará el hongo, por tanto menos azúcar quedará en la bebida y esta presentará un sabor más seco. También aumentará su concentración alcohólica, aunque siempre hablamos de cantidades insignificantes que no afectarán a tu sistema nervioso.
Paso 5. Pasados los días de fermentación, según sea el caso, retira el hongo kombucha del líquido.
  • Lávate siempre muy bien las manos o, mejor aún, cúbrelas con guantes de látex desechables. Así evitarás la posibilidad de que algún germen pueda entrar en contacto con el hongo kombucha y lo contamine.
  • Prepara dos botes pequeños de cristal con tapa por cada bote grande de kombucha que hayas preparado.
  • Cada hongo dará a luz un hijo. Dispón cada kombucha-hijo en un bote pequeño y cúbrelo bien con la bebida ya prepara de kombucha, necesaria para añadirla a la próxima tanda que prepares, junto con el hongo.
  • Cierra bien la tapa de cada bote y guárdalos en la nevera hasta el momento en que vayas a preparar la bebida otra vez. Cuando lo hagas, saca con antelación el hongo kombucha de la nevera y deja que se atempere, antes de añadirlo al bote grande con la mezcla de té verde tibio y azúcar integral. Es precioso tratar el kombucha con delicadeza para que no sufra cambios bruscos de temperatura.
Paso 6. Reposa el bote de kombucha a temperatura ambiente, ya sin el hongo, durante unos  3-4 días.
Paso 7. Pasados estos días, con la ayuda de un colador y un embudo, vierte la bebida en botellas de cristal y refrigéralas.

Leave a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *